El juez de la horca (1972)

                                            el juez de la horca

El juez de la horca (1972) de John Huston es un western con toques de humor notable y cumplidor. Dirigida con un ritmo activo y con un estilo acertado que mezcla el western con cierto humor negro, es una obra entretenida y lúcida por llevar a cabo supuestas situaciones verídicas en clave de humor jocoso, que llama la atención por sus insólitas situaciones que hacen de ella una obra de género distinta al resto y que, aunque no llegue a ser deslumbrante, si cumple y ameniza el rato. Realizada de forma competente tiene un resultado perspicaz que no defrauda.

La fotografía es hermosa y alusiva al lugar, empleando una luz tenue y bien cuidada en detalles que la vuelven agraciada y estimulante en la acción, añadiendo con ella emoción a un film estéticamente bien trabajado. La música es melódica y agradable a lo largo del film e inquietante y turbadora tras los tiroteos, mostrando en ocasiones sonidos alentadores típicos de su categoría. Los planos y movimientos de cámara cumplen con un acertado trabajo técnico mediante el uso de los primeros planos, cámara en mano, generales, seguimiento, reconocimiento, avanti y retroceso. Cabe destacar también, los efectos visuales sensacionales que enardecen la violencia y las explosiones, apasionando con ello a los amantes del western.

Las actuaciones son carismáticas e implacables en una sutil mezcla muy efectiva. Como protagonista Paul Newman está genuino y auténtico en un buen papel y son creíbles los acompañamientos de Jacqueline Bisset, Tab Hunter, John Huston, Stacey Keach, Anthony Perkins y Ava Gardner entre otros. La dirección artística emplea para estos unos vestuarios y caracterizaciones sugestivos al western en una notable tarea que cumple con lo que se espera ver, al igual que los pertinentes decorados que te transportan a cada época relatada.

El guion, escrito por John Milius, está inspirado en la vida real del peculiar juez Roy Bean y mezcla con mucho acierto el western con toques de humor que la vuelven una cinta divertida y amena, ya que tiene todos los componentes necesarios para llegar a ser una película notable y reconocible dentro de las obras del director. Esto se lleva a cabo con una narrativa con voz en off afable al principio mirando a la cámara, por parte de algunos de los personajes que rodean al singular juez.

Para finalizar, la considero una obra amena, divertida y con escenas apasionantes del más puro western que, aunque no sea brillante, cumple con su cometido entre las obras a destacar en la filmografía del director. Recomendable por su dirección, guion, actuaciones, fotografía, música, efectos, planos, movimientos de cámara, vestuarios, caracterizaciones y narrativa que hacen de El juez de la horca, un film digno de visión que no defraudará ni a los seguidores del director, del western o del humor típicamente negro.

PUNTUACIÓN DEL CINE DE RAMÓN 7 SOBRE 10

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 7.0/10 (1 vote cast)
El juez de la horca (1972), 7.0 out of 10 based on 1 rating

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *