Irrational Man (2015)

                                            irrational man

Irrational Man (2015) de Woody Allen es una comedia dramática de intriga basada en un profesor de filosofía con problemas existenciales que conoce a una estudiante con la que hace amistad y comparte pensamientos e inquietudes. Dirigida con un ritmo dinámico y con el estilo reconocible de algunas cintas del director, es una obra entretenida y con una trama ácida y afilada que se centra en un personaje psicológicamente difícil y perdido que encuentra el ánimo de nuevo en la vida al obsesionarse en cometer un asesinato que él considera que hará mejor la existencia de la gente, logrando de nuevo el director realizar un film magnífico que satisface no solo a los incondicionales del cineasta neoyorkino sino también al público en general.

La fotografía es lumínica y está repleta de detalles bien cuidados estéticamente, consiguiendo un trabajo sensacional y evocador que habla a voces del estilo visual del director. La música típica de los films de Woody Allen es rítmica y clásica en sus sonidos instrumentales como el piano y el violoncelo en un sutil acompañamiento musical en las escenas clave. Los planos y movimientos de cámara consuman una labor técnica soberbia mediante el uso del seguimiento, generales, tercera persona, avanti, retroceso, cámara en mano y plano-contraplanos bien cuidados que exprimen lo mejor de las interpretaciones y su entorno.

Las actuaciones son remarcables y convincentes. Como protagonistas Joaquin Phoenix está brillante en un papel con inestabilidad psicológica y Emma Stone está sensual y algo provocativa en su labor, siendo acertados los acompañamientos de Jamie Blackley, Parker Posey, Ethan Phillips y Julie Ann Dawson entre otros. Emplea para estos la dirección artística unos vestuarios y caracterizaciones elegantes y formales por un lado y más descuidados por otro según el profesor o el alumno en un logrado trabajo que, junto con los decorados y los exteriores, te transportan in situ.

El guion, escrito por el mismo director, es algo enrevesado pero con las notas habituales de humor ácido que tan solo es capaz de lograr Woody Allen. Además, tiene alusiones a algunas novelas y personajes de Dostoievski como El idiota o Crimen y castigo, ya que su personaje principal tiene mucho que ver con los principales de estas conocidas novelas en la dificultad de comprensión y complejidad del personaje, logrando de nuevo un buen film que sin ser de los mejores se acerca mucho a ese escalón en la filmografía del director. Esto se lleva a cabo con una narrativa con voz en off de cada personaje para marcar sus pensamientos e inquietudes, pasando de profunda y trascendental en el caso del profesor a deductiva por parte de la protagonista. Cabe señalar también, el montaje lineal y seguido que exprime buena historia en apenas hora y media.

En definitiva, la considero una obra notable con unos personajes con detalles moralmente cuestionables y una trama conspiradora y afilada que se basa en personajes inspirados en las novelas de Dostoievski y su existencialismo, ya que pone en escena una trama enrevesada y atractiva al más puro estilo de Woody Allen, dando con ello un buen nivel que se aproxima mucho en intencionalidad y calidad a sus mejores films de intriga. Recomendable por su dirección, guion, actuaciones, fotografía, música, montaje, planos, movimientos de cámara, vestuarios y narrativa que hacen de Irrational Man, un film estupendo que mantiene el estilo y la calidad fílmica del genio Neoyorkino.

PUNTUACIÓN DEL CINE DE RAMÓN 8 SOBRE 10

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 8.0/10 (1 vote cast)
Irrational Man (2015), 8.0 out of 10 based on 1 rating

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *