Los odiosos ocho (2015)

                                            los odiosos ocho

Los odiosos ocho (2015) de Quentin Tarantino es un western y comedia negra basado en un grupo de hombres de distinta índole que coinciden en una mercería en la que tienen que pasar unos días antes de llegar a Red Rock, que es el destino que tienen todos, aunque quizás todo cambie en este lugar. Dirigida con un ritmo más bien lento que no se toma la más mínima prisa en presentar a sus personajes y con el estilo habitual y bien trabajado del director, es una obra que va creando poco a poco interés y se hace un poco larga hasta llegar a la parte más apasionante, aunque sin embargo durante ese largo rato hace disfrutar de lo lindo a sus incondicionales con los detalles soberbios y reconocibles de Tarantino para mantener al público hipnotizado, concluyendo otro deslumbrante film del director que tiene escenas memorables para el recuerdo.

La fotografía cumple con un sobresaliente trabajo gracias a sus imágenes evocadoras y lumínicas por un lado y oscuras y repletas de detalles por otro en una magnífica labor a la que no le falta la reconocible violencia y desconcierto de los films de Tarantino. La música, es de lo mejor del film gracias al acierto de contar con el gran Ennio Morricone, que pone en la palestra sonidos estimulantes en alguna escenas para añadir inquietud e intriga en una turbadora tarea que mantiene la tensión del film. Los planos y movimientos de cámara consuman una gran labor técnica a través del uso del avanti y retroceso, panorámicos, reconocimiento, generales, grúas, primeros y primerísimos planos, subjetivos, tercera persona, detalles, plano-contraplanos, cámara en mano y cenitales que exprimen lo mejor de la acción en la película. Cabe señalar también, los efectos visuales sorprendentes y sobrecogedores en determinadas escenas que aumentan la sangre y la violencia en el film.

Las actuaciones son deslumbrantes y auténticas del primero al último como era de esperar. Como protagonistas Samuel L. Jackson está lúcido en un notable papel a su medida, Kurt Russell está genuino como caza recompensas del sur y Jennifer Jason Leight está inesperadamente recordable en un soberbio papel, siendo también brillantes los acompañamientos de Demian Bichir, Walton Goggins, Tim Roth, Bruce Dern, Michael Madsen, James Parks, Dana Gourrier, Zoë Bell y Channing Tatum entre otros. La dirección artística emplea para estos unos vestuarios y caracterizaciones alusivos del lugar y bien cuidados en detalles según el personaje, profesión y condición en un magnífico trabajo que junto con los decorados y exteriores te transportan  de forma estupenda al momento y lugar.

El guion, escrito por el director, va generando más y más intriga a medida que se va conociendo a sus ocultos personajes para ir llenando la película de un extraño suspense en el que el espectador disfruta de ir viendo cómo se va desarrollando su inusitada historia que contiene además algunas escenas remarcables típicas del mejor Tarantino, finalizando con ello un irrepetible film que vuelve a cautivar a todos sus incondicionales y a gustar a todo el público en general, aunque eso sí, para llegar a la parte buena tendrás que esperar un poco. Esto se lleva a cabo con una narrativa evocadora de la época y de cada personaje que es de lo mejor y más sugerente del film, gracias a sus continuas insinuaciones y tono expresivo y conspirador al que no le faltan unos diálogos sarcásticos y burlones para satisfacer a los incondicionales del director, además tiene un sinfín de preguntas que se formulan entre sus personajes para ir tentándose y descubriéndose poco a poco. Cabe destacar también, el montaje dividido en capítulos que es en un principio lineal y seguido y se explaya en exponer la historia de cada personaje, pero que también contiene algún flash-back creativo para sorprender al público y explicar cierto desenlace.

En conclusión, la considero una obra inolvidable y esencial en la filmografía del director que aunque es larga en su presentación de personajes y sobre todo en la exposición de los hechos, merece la pena esperar para ver una segunda parte emocionante y repleta de suspense y violencia al más puro estilo del director, el cual deja grandes sensaciones tras su visionado con su enrevesado argumento. Recomendable por su dirección, guion, actuaciones, fotografía, música, montaje, efectos, planos, movimientos de cámara, vestuarios, caracterizaciones, decorados, narrativa y diálogos que convierten a Los odiosos ocho, en un film magnífico con el particular estilo del director que encandilará a todos aquellos que se decidan a visualizarlo.

PUNTUACIÓN DEL CINE DE RAMÓN 8 SOBRE 10

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 8.0/10 (1 vote cast)
Los odiosos ocho (2015), 8.0 out of 10 based on 1 rating

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *