Zombi (1978)

                                                      zombi

 

Zombi (1978) de George A. Romero es un film de terror de cine independiente norteamericano considerado por los seguidores del género una película de culto. Dirigida con un ritmo ligero y con el estilo característico del director apoyado en la violencia gore y en esta ocasión incluso satirizando el consumismo de la sociedad, es una obra que continua eficientemente La noche de los muertos vivientes, pero se apoya más en la acción de matar a muchos más y tomárselo con bastante más humor que su predecesora. Realizada de manera arrolladora tiene un resultado implacable que cautivará a los seguidores del género.

La fotografía enardece la sangre y la violencia de un modo brutal, desconcertando al público con imágenes siniestras que excitan al público. La música es inquietante en sus sonidos turbadores, aunque es excesivamente ochentera y por tanto discordante en su acompañamiento del film, ya que está bastante pasada de moda y es demasiado bulliciosa. Los planos y movimientos de cámara incrementan el nerviosismo a través del uso de la cámara en mano, seguimiento, reconocimiento, subjetivos y primeros planos rápidos que trastocan al público.

Las actuaciones son endebles y poco creíbles pero amenizan el visionado. Cuenta con las participaciones de David Emge, Ken Foree, Scott H. Reiniger, Gaylen Ross, David Crawford, David Early, Richard France, Howard Smith y Tom Savini. Para estos emplea la dirección artística unos vestuarios sugerentes a cada uno de los personajes según su profesión y unas caracterizaciones para los zombis estremecedoras en una buena labor para la época. Destacan también unos efectos que sobrecogen en un competente trabajo que exalta la violencia y lo sanguinario.

El guion, escrito por el director, es apasionante para los amantes del género en una trama muy comercial pero efectiva por el atractivo de ver matar a decenas de zombis a placer en un centro comercial, cumpliendo la fantasía de muchos seguidores del mencionado cineasta en una acertada labor que como mínimo entretiene notablemente al espectador, haciendo además una crítica ácida al consumismo de la época. Para esto emplea una narrativa expresiva que excede la emoción de los protagonistas y es algo disonante al no cuadrar mucho con el supuesto miedo que deben dar las dantescas escenas.

En definitiva, la considero una obra indispensable en la filmografía del director, que explota más la acción y el placer de matar a los zombis mientras se consume sin parar en un centro comercial, mostrando con ello los grandes fallos humanos en su parte más triste y primitiva. Recomendable por su dirección, fotografía, efectos, movimientos de cámara y caracterizaciones que hacen de Zombi, uno de los films de su categoría que merece la pena ser visionado por entretener e incluso divertir, con el singular modo de exponer su queja de la sociedad este singular director.

PUNTUACIÓN DEL CINE DE RAMÓN 6 SOBRE 10

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 6.0/10 (1 vote cast)
Zombi (1978), 6.0 out of 10 based on 1 rating

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *